Tras el rastro imborrable de los criminales

Tras el rastro imborrable de los criminales

26 de Octubre del 2018

Esta semana aprobaron en primer debate en el Congreso la castración química para violadores, una polémica propuesta que ha recibido el apoyo de amplias mayorías pero que no deja de ser discutida en el fondo, ya que algunos consideran que no sería totalmente efectiva para prevenir ese atroz crimen que es la violencia sexual contra menores.

Dos casos han conmocionado al país por este tipo de actos, el primero en 2016 contra la menor Yuliana Samboní y el segundo este año 2018 por la violación, asfixia e incineración de una menor en Fundación Magdalena.

Sin embargo, no todos los casos son tan visibles, este año se han cometido más de 9.000 en lo que va corrido del año, una cifra alarmante y aún más frente al 92% de impunidad que se presenta en la judicialización de los perpetradores.

Adolfo Enrique Arrieta García, de 47 años de edad, un vecino corriente de Fundación en el departamento de Magdalena, secuestró el pasado 28 de septiembre a Génesis Rúa de 9 años. Horas después la familia fue a denunciar el hecho y la comunidad emprendió la búsqueda de la menor.

Fue sobre el final de la tarde que las llamaradas en el patio de Arrieta y un olor desagradable instó a la comunidad y a la Policía a tumbar la puerta de esa casa. Lo que provocaba las llamas era un fogón de leña en el que ardía el cuerpo de Génesis. El hecho, como el crimen de Yuliana Samboní, despertó la indignación nacional.

En un principio se pensó que solo había ocurrido el asesinato, pero en realidad la perversidad de Arrieta había sido bestial. En la autopsia de la menor se encontró un espermatozoide, de este se sacó la molécula de ADN y se comparó con una muestra del capturado en la escena del crimen Adolfo Arrieta. El examen arrojó que era de la misma persona.

Un hecho similar sucedió luego del atroz asesinato de Yuliana. Aunque el cuerpo se había hallado en el apartamento del arquitecto Rafael Uribe Noguera y este aceptó en un primer momento el crimen, luego, en la audiencia negó todos los hechos.

Fue el dictamen de medicina legal el que permitió cruzar el ADN de Noguera con el hallado cuerpo de la menor, y hacerle irrefutable al arquitecto que había violado y asesinado a una niña de siete años, que horas antes había raptado en el barrio Bosque Calderón en Bogotá.

Esta es solo una muestra de los casos que los cruces de ADN permiten esclarecer, sin embargo no es todo el potencial que este recurso científico le permite a los investigadores judiciales. “Si hubiésemos tenido una base de datos podríamos buscar en otros casos si él habría cometido el mismo abuso en otras niñas, pero si hubiésemos tenido el banco de pronto se habría encontrado que el señor Uribe Noguera había participado en otra situación”, aseguró el director de Medicina Legal Carlos Valdés en diálogo con KienyKe.com.

Valdés cree que la creación de un banco de ADN para la investigación criminal sería una medida 100% más efectiva para disminuir la impunidad en casos de violencia sexual, además que permitiría esclarecer los autores de otros tipos de crímenes.

“Promover cadenas perpetuas y castración química es un absurdo, porque pensar que el testículo es el culpable de eso (violencia sexual) es una ridiculez”, afirmó Valdés.

El director de Medicina Legal explica que el ADN es casi imposible de eliminarlo y por eso Arrieta no pudo esconder su crimen ni con fuego. “Por estar en todas las células del organismo al estar en un lugar o entrar en contacto con alguien vamos dejando partículas, células que se van desprendiendo del organismo principalmente de la piel. Esas células se ubican en los sitios donde estamos, si se trata de una actividad delincuencial, el delincuente que perpetra la actividad criminal va dejando esas huellas”, explica Valdés.

Para él, lo único que haría falta para explotar correctamente esta herramienta en el país, sería la voluntad política para crear el banco de ADN que propuso la Fiscalía y educar a la Policía Criminal para que aprenda a recolectar esas ‘huellas’ en las escenas de crimen, porque la tecnología ya la tiene este organismo investigador.

“Uno solamente busca lo que sabe que tiene que buscar y solamente encuentra lo que sabe buscar”, dice Valdés.

El banco de ADN para criminales

El fiscal general Nestor Humberto Martínez propuso al gobierno la creación de un banco de ADN en el país, que costaría 45.000 millones de pesos. “Estamos preparados científicamente para que a través de la tecnología demos un salto cualitativo y cuantitativo en la lucha contra la criminalidad”, afirmó el jefe del órgano investigador.

Daniel Mejía, director nacional de políticas y estrategias de la Fiscalía, explicó en diálogo con KienyKe.com, qué banco consistirá en que de “todas las personas capturadas se toman muestras de ADN con un hisopo de algodón, una muestra de saliva obligatoria para todas las personas capturadas. A partir de esa muestra, que es enviada a unos laboratorios, se construye un perfil que logra identificar a cualquier individuo con un margen de error de 1 en un billón”.

La propuesta parte de que “la gran mayoría de los delitos son cometidos por las personas que reinciden”, afirmó Mejía. Con esta medida se pretende aumentar las tasas de esclarecimiento de delitos. Pero sería necesario que se hagan reformas legales que obligue a los capturados a proveer las muestras.

Esto ha logrado, por ejemplo, en Reino Unido, de 720 homicidios que ocurrieron en 2017, 514 se emparejaron a partir de muestras de ADN. Es decir el 72% de los casos se logró identificar al perpetrador a partir del cotejo de estos datos, afirmó Mejía quien estuvo en Londres evaluando esta propuesta.

El experto en seguridad Hugo Acero, también coincide que implementar el banco sería un avance en los mecanismos de investigación en el país. “En el momento en que no se encuentra al delincuente lo que se hace es guardar estas pruebas para poder conservarlas, cuando se encuentre un caso similar u otros casos en los que posiblemente podría estar implicada, o se puedan encontrar otras pruebas que al cruzarlas den a la misma persona”, afirmó Acero a este medio.

Por ahora esta propuesta se encuentra afinando detalles dentro del órgano investigador y en conversaciones con el Ministerio de Justicia. Pero podría convertirse en una herramienta efectiva para los investigadores en contra de los criminales.